Saltar al contenido

Historia de IBM PC

Historia de IBM PC

Tabla de contenidos

IBM fue una de las empresas pioneras en el desarrollo de las primeras computadoras personales y microcomputadoras. Su primer producto en este sentido fue el IBM 5100 el cual se introdujo en 1975. El mismo tenía un costo muy elevado, siendo prácticamente inaccesible para los usuarios comunes. Sin embargo, unos años más tarde en 1980 IBM sostuvo una importante reunión con el entonces ya reconocido Bill Gates, fundador de Microsoft. El objetivo no era otro que el desarrollo de un sistema operativo para la próxima aventura de la empresa: el ordenador IBM 5150. Este ordenador recibiría por primera vez la denominación de IBM Personal Computer o IBM PC y marcaría en buena medida el éxito de esta línea de ordenadores, así como del término PC o Personal Computer. Precisamente la historia de IBM PC es la que queremos mostrarte en LovTechnology.

Historia de IBM PC: Aprovechando oportunidades

Con la introducción del microordenador Altair 8800 en 1975 quedó demostrada la posibilidad de poder fabricar un ordenador personal y tener éxito en su comercialización. Esto fue inmediatamente aprovechado por varias compañías como Apple o Commodore que se lanzaron a la carrera por producir y comercializar computadoras de este tipo. IBM que como habíamos mencionado lanzó su primer ordenador también en 1975, se percató inmediatamente de las posibilidades que ofrecía este sector, el que con anterioridad había sido ignorado por la propia empresa. Es por ello que toma la acertada decisión de desarrollar su propio ordenador personal.

Para lograr ese objetivo la empresa reunió a un colectivo de 12 especialistas con la misión de lograr lo que nadie había logrado en ese entonces: crear un buen ordenador que a la vez tuviese un precio razonable como para ser adquirido en cada hogar de ingresos medios, siendo a su vez objeto de deseo para la mayoría. Para ello IBM incluso les dio a los especialistas la posibilidad de “romper” los obstáculos propios de una compañía signada por los estrictos protocolos empresariales establecidos en esa época, logrando un resultado espectacular en poco tiempo.

Historia de IBM PC: Construyendo el futuro

IBM
IBM

Al proyecto en cuestión se le dio el nombre código de Project Chess (Proyecto Ajedrez) y fue dirigido por Don Estridge teniendo como Diseñador en Jefe a Lewis Eggebrecht. El primer reto que tuvo que asumir este proyecto fue el del diseño, fabricación y ensamblaje del hardware. Primeramente, para ello había que darle un “corazón” al equipo y este resultó ser el microprocesador desarrollado recientemente por Intel: el Intel 8088, líder indiscutible a nivel mundial en ese entonces.

Teniendo en cuenta la agilidad con la que se exigía la terminación de este proyecto, es comprensible que nuevamente IBM saltara sus propias normas e introdujese componentes ya probados y otros componentes externos a la compañía (OEM). Es así como se le incorpora a la PC un monitor de IBM ya desarrollado en su división en Japón y una impresora popular en ese entonces: la Epson MX-80. Más adelante se le incorporarían la placa base también de Intel, la tarjeta gráfica de Motorola entre otros componentes. Por lo que la fabricación de componentes propios se vio reducida al teclado y el ratón. El sistema operativo como no podía ser de otra forma corrió a manos de Microsoft.

Historia de IBM PC: Éxito y trascendencia

Finalmente, el proyecto quedó concluido al término de un año. Este notable éxito marcó de muchas maneras el futuro de la fabricación de ordenadores en el mundo. La IBM PC no era un ordenador necesariamente barato y su precio inicial era de 1.565 $. Los primeros en identificar las ventajas del mismo en realidad fueron los pequeños y medianos empresarios. Por primera vez veían como con facilidad se podía utilizar una hoja de cálculo para llevar estadísticas de sus negocios en un sistema operativo como Microsoft.

Pero los aportes de la fabricación de la IBM PC irían mucho más allá. Al escogerse la utilización de una arquitectura abierta los fabricantes por primera vez se vieron privilegiados de fabricar y vender componentes y periféricos bajo el estándar de Compatible IBM PC. Esto implicaba que podían comercializar esos productos sin tener que pagar por conceptos de licencias. En cualquier caso, solo tenían que abonar pagos por concepto de licencia del BIOS desarrollado por IBM. Sin embargo, esto trajo como consecuencia a largo plazo que estos fabricantes realizaran ingeniería inversa del BIOS. Debido a esto, más adelante desarrollaron sus propias versiones del mismo.

En cualquier caso, podemos decir que al convertirse IBM PC en un estándar industrial se contribuyó al impulso de una nueva hornada de empresas proveedoras de ordenadores de alta calidad como Dell, COMPAQ o HP. Esto elevó indudablemente la calidad de los productos de hardware existentes. Lo anterior incrementó brutalmente la competencia, resultando favorecido el usuario tanto doméstico como empresarial. Gracias a ello por primera vez pudimos acceder a un ordenador de buenas prestaciones a un precio asequible.


Artículos relacionados que te podrían resultar interesantes:


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *