Saltar al contenido

¿Qué es la Computación en la Nube?

computación en la nube
Computación en la nube

La computación en la nube no es más que la gestión de los recursos informáticos que pueden ser desde datos hasta gestiones de cómputo por pate de un sistema de internet adyacente que no necesitan una gestión activa por parte del usuario. Para saber más sobre qué es la computación en la nube, quédate y sigue leyendo…

Diferentes tipos de computación en la nube

Los proveedores de servicios son capaces de crear sistemas de computación en la nube para solventar las necesidades comerciales o de investigación. A continuación te mostramos algunos ejemplos de servicios de computación en la nube:

  1. TI virtual : Configura e implementa servidores externos remotos como extensiones de la red de TI local de una empresa.
  2. Software : Utiliza aplicaciones de software comerciales o desarrolla y aloja de forma remota aplicaciones personalizadas.
  3. Almacenamiento en red : El almacenamiento en red archiva datos a través de Internet a un proveedor.

Todos estos sistemas informáticos en la nube generalmente están diseñados para soportar un gran número de usuarios y una demanda alta.

Modelos de software

Actualmente existen tres modelos software para el cómputo en la nube. Estos son el Software como servicio (Saas), la plataforma como servicio (PaaS) y la Infraestructura como servicio (LaaS). Cada uno de ellos estará destinado a solventar alguna necesidad específica de los usuarios.

Estos modelos se interrelacionan entre ellos sirviendo a veces como puentes o enlaces entre sí. Permitiendo que los otros trabajen mejor y con mayor eficacia.

Modelos de plataformas virtuales

Una solución SaaS está asentada sobre una plataforma y permite a los usuarios conectarse mediante aplicaciones basadas en la nube con una conexión a internet. A su vez ofrece una solución integral adquirida a través de un proveedor de servicios mediante un pago por uso.

Infraestructura como servicio(IaaS)

Estos modelos son capaces de brindar una capacidad funcional basada en una demanda en la red temporalmente. Son servicios ofrecen redes, almacenamiento y hasta un servidor completo. Cabe mencionar que estos servicios serán pagos en dependencia de la calidad y la capacidad de cómputo y procesamiento que requieras para realizar tu trabajo. Sin embargo, como cliente no tendrás que gestionar la infraestructura pues de eso se debe encargar el proveedor.

Ejemplos de servicios informáticos en la nube

¿Qué es la computación en la nube?
Computación en la nube

Muchos proveedores diferentes ofrecen varios tipos de servicios de computación en la nube:

  1. Amazon EC2 : TI virtual
  2. Google App Engine : Alojamiento de aplicaciones
  3. Google Apps  y Microsoft Office Online – SaaS
  4. Apple iCloud : Almacenamiento en red
  5. Digital Ocean – Servidores (Iaas / PaaS)

¿Cómo funciona la computación en la nube?

Un sistema de computación en la nube funciona almacenando los datos de sus usuarios en un servidor remoto en lugar de un servidor local. Algunos servicios en la nube para compartir videos como Netflix, transmiten datos a través de Internet a una aplicación de reproducción en el dispositivo de visualización en lugar de enviárselos a los clientes. Estos tienen que estar conectados a Internet para poder utilizar los servicios en la nube. Algunos videojuegos del servicio de red Xbox, solo se pueden obtener en línea, mientras que otros tampoco se pueden jugar sin conexión.

Muchos espectadores de la industria esperan que la computación en la nube siga ganando popularidad en los años venideros. Chromebook es un vivo ejemplo de cómo los ordenadores personales podrían evolucionar en el futuro bajo esta tendencia. Dispositivos con un espacio de almacenamiento local mínimo y pocas aplicaciones locales además del navegador web.

Beneficios y perjuicios de la computación en la nube

De forma similar a cualquier nueva tecnología, la computación en la nube ofrece beneficios y perjuicios que tanto los desarrolladores como los consumidores deben evaluar cuidadosamente a la hora de aventurarse en ella. Estos proveedores de servicios son los encargados de mantener la tecnología funcionando correctamente en el servidor.

La computación en la nube te permite el procesamiento de datos sin tener que utilizar tus recursos informáticos de almacenamiento y procesamiento. Esto a su vez conlleva una gran carga para los servidores de los proveedores pero supone una liberación para el cliente, quienes llegan a crear una dependencia abusiva de estos servicios.

Un problema es que los usuarios domésticos se vuelven altamente dependientes de su proveedor de Internet cada día más, no obstante hay quienes justifican esto diciendo que tal evolución posiblemente llevaría a los proveedores de Internet a seguir mejorando la calidad de su servicio para ser aún más eficientes en sus servicios.

El uso de un entorno de computación en la nube por lo general requiere que envíe datos a través de Internet y los almacene en un sistema administrado por el proveedor.

¿Cuál sería el resultado para el consumidor?

El consumidor habitual que no es de TI puede beneficiarse de estas tecnologías SaaS / PaaS / LaaS debido a la amplia flexibilidad y eficiencia de estas soluciones. No obstante a ello todavía algunas personas prefieren poseer la licencia a un software que no cambia, mientras que otras se contentan con adoptar un software basado en suscripción que para ello requiere necesariamente conectividad a Internet.


Artículos relacionados que te podrían resultar interesantes:


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.